AFILIATE AQUÍ

El Ministerio de Salud Pública de la República Oriental del Uruguay (MSP) ha elaborado y comunicado un plan de vacunación contra la gripe para este 2020, el cual será diferente al desarrollado en años previos, con el objetivo de vacunar primero a las personas más vulnerables y evitar así aglomeraciones. A continuación replicamos el comunicado e incluimos todo lo que hay que saber sobre la vacunación antigripal en nuestro país.

Lo que hay que saber sobre vacunación contra la gripe – Índice

  1. ¿Cuándo puedo vacunarme contra la gripe?
  2. ¿Quiénes tienen que vacunarse contra la gripe?
  3. Comunicado del MSP sobre la vacunación antigripal
  4. ¿Dónde me vacuno contra la gripe?
  5. Criterios a utilizar en esta primera etapa de vacunación antigripal

¿Cuándo puedo vacunarme contra la gripe?

De acuerdo al comunicado del MSP, la primera etapa de la vacunación contra la gripe comenzó este lunes 6 de abril y se extiende hasta el 19 del mismo mes. La segunda etapa de vacunación será según se detalla a continuación:

¿Quiénes tienen que vacunarse contra la gripe?

En esta primera etapa, especialmente aquellas personas que integran el sector más vulnerable de la población durante la pandemia. Es decir el personal encargado del cuidado y la atención en salud. De este modo, se asegurará que su invalorable aporte a la sociedad uruguaya continúe con el menor riesgo posible.

Asimismo, además del personal de salud referido, tendrán prioridad aquellas personas con enfermedades crónicas severas, embarazadas, personas internadas que así lo requieran, personas institucionalizadas (residenciales, hogares, INAU, cárceles) y el personal de dichas instituciones.

Respetando la prioridad para la población de riesgo, las personas deberán agendarse a los siguientes teléfonos, dependiendo la policlínica a la que desean concurrir; detallamos a continuación teléfonos y horarios para agenda de vacunación.

Comunicado del MSP sobre la vacunación contra la gripe

En este sentido, el comunicado sobre la vacunación contra la gripe del MSP (al que se puede acceder aquí, en este enlace) establece:

«La campaña de vacunación tendrá 2 etapas, la primera, que se llevará a cabo por cada prestador de salud dirigida a sus afiliados y funcionarios, por la Comisión Honoraria para la Lucha Antituberculosa y las Intendencias Departamentales, priorizando las personas con enfermedades crónicas severas, mujeres embarazadas, personal de salud, personal de servicios esenciales (policías, bomberos, militares) y personas institucionalizadas. 

Poblaciones que deben vacunarse en la primera etapa:

Personal de salud (incluye cuidadores de enfermos y asistentes personales del Sistema Nacional de Cuidados): se vacunarán en su lugar de trabajo. Los trabajadores de servicios de acompañantes se vacunarán en alguna de las instituciones donde estén prestando servicio. Los asistentes personales del SNC irán a un puesto de vacunación con identificación. Aquellos trabajadores de la salud que no cuenten con vacunatorio en su lugar de trabajo, podrán hacerlo en su prestador con alguna identificación que los acredite como tales.

Personas con enfermedades crónicas severas:

Las personas incluidas en este grupo puede ser variable según lo que pueda abarcar cada prestador de salud. Sería ideal que se contactaran directamente con el mismo para saber lo que se ha programado para este grupo de pacientes.

Vacunación contra la gripe 2020

Embarazadas: serán contactadas por el prestador de salud. Si corresponde, puede recibir también vacuna dpaT contra la tos convulsa.

Vacunación contra la gripe 2020

Personas internadas previo al alta que cumplan con alguno de los criterios de los puntos anteriores.

Vacunación contra la gripe 2020

Personas institucionalizadas (residenciales, hogares, INAU, cárceles) y el personal de estas instituciones. Para estos grupos se elaboró un plan entre el MSP, la Comisión Honoraria para la Lucha Antituberculosa (CHLA-EP), la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE) y prestadores de salud que colaborarán con este plan específico.

Sobre la vacuna antigripal para la temporada 2020

La vacuna antigripal de la temporada 2020 contiene tres cepas inactivadas de virus influenza, formulada según la recomendación de la OMS para este invierno en el hemisferio sur: A/Brisbane/02/2018 (H1N1) pdm09-like virus; A/South Australia/34/2019 (H3N2) like virus;  B/Washington/02/2019-like (B/Victoria lineage) virus. 

Vale destacar que la vacuna antigripal protege contra el virus de influenza pero no contra el virus que provoca Covid-19. De todas formas, resulta fundamental que la población de riesgo esté vacunada para prevenir este tipo de infecciones respiratorias que podrían agravar o sobre agregarse a otras infecciones. Esto además de generar un problema de salud para las personas, contribuye a la sobrecarga del sistema de salud. Con la vacunación antigripal se intenta disminuir el riesgo de esta infección y sus costos, tanto para las personas como para el sistema de salud. 

En los próximos días se informará sobre la segunda etapa de vacunación que contemplará, a través de un cronograma, a los adultos mayores de 65 años y a los niños menores de 5 años. Para esta etapa los usuarios deberán agendarse previamente para recibir la vacuna en cualquier vacunatorio del país». 

¿Dónde me vacuno contra la gripe?

  • El personal de salud debe vacunarse en su centro de trabajo.
  • Las personas con enfermedades crónicas severas deben vacunarse en su prestador de salud.
  • Embarazadas deben vacunarse en su prestador de salud.
  • Personas internadas previo al alta médica deben vacunarse en el lugar en donde se encuentran internadas. 
  • Personas institucionalizadas deben vacunarse en la propia institución en la que se encuentran.

Criterios a utilizar en esta primera etapa de vacunación antigripal

Adicionalmente, el Dr. Horacio Rodríguez, director técnico de CRAMI IAMPP, informa los criterios a utilizar en esta primera etapa de vacunación antigripal, comunicado que replicamos a continuación.

A) Fecha: 6 al 19 de abril.

B) Población que debe vacunarse:

  1. Personal de salud (incluye cuidadores de enfermos y asistentes personales del sistema nacional de cuidados).
  2. Personas con enfermedades crónicas severas*.
  3. Embarazadas
  4. Personas  internadas  previo al alta  que cumplan con alguno  de estos criterios de los puntos 1, 2 y 3.
  5. Personas institucionalizadas incluyendo PPL y el personal de estas instituciones.

C) Importante:

– El personal de salud (que participe en la atención a la salud médico y no médico) deberá ser vacunado en su centro de trabajo

– Los   trabajadores   de servicios   de acompañantes   se vacunarán en   alguna de las instituciones donde esté prestando servicio

– Los asistentes personales del SNC irán a un vacunatorio con identificación

– Cada  prestador  o institución  captará y vacunará  a las personas comprendidas  en los grupos 2 y 3.

– En caso que el prestador o la institución hayan previsto un servicio de vacunación a domicilio, es imprescindible que se respeten los grupos prioritarios. De haber en el domicilio, más personas incluidas  en estos grupos, independientemente de su prestador, deben recibir también la vacuna, de modo de optimizar los recursos sanitarios en este contexto epidemiológico.

– Para el grupo 4, la vacunación de personas institucionalizadas en residenciales, hogares, INAU,  cárceles, se planificará y quedará a cargo de la CHLA-EP, ASSE, MSP y todos aquellos prestadores de salud que colaboran en esa tarea acorde al plan.

* Enfermedades crónicas severas:

– EPOC, enfisema y asma moderada a severa.

– Obesidad severa: Índice de Masa Corporal igual o mayor a 40.

– Cardiopatías:  cardiopatías congénitas,  cardiopatía reumática y cardiopatía isquémica.

– Diabetes insulinodependiente con   co-morbilidad asociada: cardiopatía, nefropatía, neuropatía, etc.

– Personas inmunocomprometidas: pacientes con VIH, neoplasias, enfermedades    renales o hepáticas crónicas, uso prolongado de medicamentos inmunosupresores.Se  incluyen las personas convivientes con estos pacientes.

– Enfermedades hematológicas.

– Enfermedades neuromusculares severas que impidan un manejo adecuado de  las secreciones. Se incluyen también niños o adolescentes que han recibido  terapia con ácido acetilsalicílico y puedan desarrollar el Síndrome de Reye luego de la infección por el virus de la influenza

Dr. Horacio Rodríguez
Director Técnico
CRAMI IAMPP

Afiliate aquí